EL LUGAR:

El restaurante italiano Casa D’Amico ofrece platillos con todo el sabor tradicional de Italia. Su fundador, el Chef Walter D’Amico comenzó creando platillos que le recordaban su infancia, manteniendo los sabores, las recetas y la forma de preparación tradicional de la gastronomía italiana.

Su oferta gastronómica se ha ido perfeccionando con la colaboración de diversos chefs que han enriquecido la extensa variedad de recetas en el menú a lo largo de su historia. Un ejemplo de ello es el Chef Manuel Carmona, quien ha aportado todo su talento y conocimiento por más de 15 años para hacer de Casa D’Amico un restaurante único y original que, definitivamente, posee la magia de hacernos sentir como en casa.

Un aspecto muy interesante del restaurante, es que una asesora gourmet te irá guiando en los más de 300 platillos que contiene la carta, a partir de los gustos y restricciones alimenticias de cada comensal (alergias, gluten, etc.), además de proponerte el mejor maridaje para el platillo seleccionado, a partir de la amplia y ecléctica cava con la que cuenta Casa D’Amico.

EL AMBIENTE:

El concepto del lugar, como su nombre lo indica, es como estar en casa; con un ambiente agradable, sus paredes decoradas con obras del reconocido pintor José Santos y su tradicional horno de piedra crean toda una atmósfera íntima que nos invita a disfrutar de una comida familiar o de una cena romántica por igual. El restaurante también cuenta con salones privados para organizar reuniones de negocios o eventos especiales.

Antes de comenzar la degustación tuvimos la oportunidad de visitar la acogedora terraza en el segundo piso, donde se encuentra el ENZO Wine Bar, esta es una apuesta muy interesante, ya que se conjunta la propuesta auditiva del DJ con una carta especial de vinos que podrás degustar con otros sabores auténticos de Italia. Seguro regresaremos pronto para conocer a profundidad este innovador y atractivo concepto en el corazón de Polanco.

LA MIXOLOGÍA:

Comenzamos nuestra degustación con un refrescante Spritz de violetas con agua mineral y un toque de prosecco, también nos aventuramos a probar el exótico Martini de lichi, que debo reconocer, tenía un sabor especialmente seductor, definitivamente un must en tu próxima visita.

En Casa D’Amico los sabores y aromas de los vinos y coctelería son resaltados de una manera espectacular con la cristalería Riedel, lo que además les otorga una particular sensación de elegancia y sofisticación.

LAS ENTRADAS:

Para la entrada, nuestra asesora Adriana nos sorprendió con los deliciosos Ravioli Daniele de aguacate rellenos de zanahoria, papa y camarones, coronados con aderezo de mayonesa y un toque de chipotle que armoniza perfectamente con los demás sabores. Les recomendamos esta entrada fresca y ligera digna de paladares aventureros.

EL PLATO FUERTE:

Mientras Gabriel escanciaba nuestras copas con un suave vino Veneto Garganega y un exquisito Valentina Montepulciano D’Abruzzo, se escuchaba de fondo la música que el DJ proponía en el Wine Bar Enzo. El ambiente invitaba en todo momento a la agradable plática y en ello estábamos cuando llegó a nuestra mesa un atractivo filetto di manzo con una atrevida salsa de reducción de balsámico; la carne estaba en su punto, suave, jugosa y bien sellada, mientras a su lado permanecía en espera de ser saboreada una generosa porción de pasta Gian Marco, preparada con trufas y una cremosa salsa de alcachofas que se mezclan en el paladar con la reducción de balsámico de una forma sensual y provocativa.

Otro de los platillos recomendados fueron los camarones flameados con sambuca en la presencia del comensal, lo cual siempre añade un poco de emoción y teatralidad a la escena. Los camarones vienen acompañados de queso ricotta (lo que para nosotros es el requesón) con unos crocantes nuts de cocoa y fina juliana de cebolla. El platillo es espectacular, sin embargo me quedo con el filetto di manzo para nuestra próxima visita.

EL POSTRE:

Había llegado el momento del postre y, ante nuestra indecisión, Adriana tuvo el gran tino de recomendarnos las exquisitas bombetas con cremoso de amaretto. Nos explicaba Adriana que se llaman “bombetas” porque son toda una explosión de sabor; ya que mientras se muerde la suave y calientita pasta hojaldrada, desde el centro de la bombeta se libera el fresco cremoso de amaretto creando una perfecta combinación de sensaciones, suaves sabores y provocativos desenlaces.

Y así fue mis queridos travelmaniacos que, con esta acertada recomendación, cerramos con honores esta deliciosa y enriquecedora experiencia gastronómica en el Restaurante Italiano Casa D’Amico.

EL SERVICIO:

Tuvimos el gusto de ser atendidos por Gabriel y Adriana quienes estuvieron atentos a cada uno de los detalles de la degustación. El servicio realmente tuvo la magia de hacernos sentir “como en casa”.

EL COSTO:

El Restaurante Casa D’Amico ofrece una amplio menú con precios bastante adecuados al lugar y a la alta calidad de sus ingredientes. El costo promedio por persona puede rondar entre los $900 a $1,500 mxn.

UBICACIÓN:

Av. Homero 433, Polanco, Polanco V Sección, Miguel Hidalgo, 11560 Ciudad de México, CDMX

HORARIOS:

LUNES, MARTES y MIÉRCOLES de 13:00 a 00:00 hrs. / JUEVES a SÁBADO de 13:00 a 1:00 hrs. / DOMINGO 13:00 a 20:00 hrs.

RESERVACIÓN Y CONTACTO:

Teléfono: 55 5025 2787 • Correo-e: gianmarco@damico.com.mx Open Table: https://bit.ly/3MsKyrk

 

RESEÑA REALIZADA POR:

Alfredo Perez García
Travel Manía México
www.travelmania.mx
#RedExperiencias2022
©2022 – Todos los derechos reservados

¡Te suscribiste correctamente!

Share This